Sector privado asegura que traslado de reos peligrosos es una buena medida para disminuir la extorsión en el país.

El director ejecutivo de la Cámara de Comercio e Industrias de Tegucigalpa (CCIT), Rafael Medina, reiteró este día que la posición de ellos y el anhelo de la población hondureña es que las personas que tuvieron que ver en la fuga de los pandilleros de la 18 el pasado jueves sean investigados y enjuiciados.

En relación al traslado de reos a cárceles de máxima seguridad, Mediana, dijo que para nadie es desconocido que de los centros penales salían las órdenes para cometer delitos como la extorsión. El ejecutivo afirmó que es una buena medida que se trasladen y se pongan en cárceles de máxima seguridad a los líderes pandilleriles para así disminuir el delito de la extorsión, y otros ilícitos.
Resaltó que dichas acciones han dejado una significativa disminución en el delito de la extorsión en San Pedro Sula por lo que esperan que en Tegucigalpa se tenga los mismos resultados. “En las cárceles no deben ver celulares ni comodidades porque son personas que pagan una deuda con la sociedad, se deben generar oportunidades para que menores de edad no se vean involucrados en cometer el delito de la extorsión, de igual manera se deben generar programas de prevención que se ven involucrados en ese delito, no se puede seguir haciendo lo mismo y se deberán establecer que reos llegaran a los centros penales tradicionales del país”, expresó finalmente el entrevistado.