BCH la economía caerá entre -8% y -9% en el 2020 por el impacto del covid-19 y huracanes

por Ultima Hora
0 comentario

El Banco Central de Honduras (BCH), dio a conocer que la economía caerá entre -8% y -9% en el 2020 por el impacto del covid-19 y el huracán Eta.

No obstante, con los daños del huracán Iota en los sectores productivos del país la contracción será superior al 9%, dato que se han confirmados

El impacto del coronavirus y de Eta en la economía oscilará entre -1% y -2%, lo que obligó a ajustar el Producto Interno Bruto (PIB) 2020 de -7%-8% a -8%-9%. Agregó que cifras puntuales indican que la contracción sería de -8.6% sin incluir el efecto de Iota.

Eduardo Almeida, representante del Banco Interamericano de Desarrollo en Honduras indicó que se espera una caída en la economía de América Latina de un 8% en Centroamérica se espera un 6% y en Honduras los resultados son diferentes porque tanto la pandemia con los huracanes ha golpeado por lo que se espera una caída entre 8 y 9%.

Dijo que la producción se ha perdido, y por la pandemia se observa una pérdida de 25 millones de empleos en América Latina, en el mundo 150 millones volvieron a la pobreza en la región americana se espera que 45 millones retornen a la pobreza.

Almeida expuso que los modelos de recuperación deben ser exitosos y confiables porque esta crisis del 2020 es diferente a la suscitada en el 2008, porque la economía en esta época será más difícil de superar.

Para el experto la economía formal e informal se ha visto afectada, pero la más precaria y golpeada ha sido el sector Mipyme, y se debe buscar mecanismos de recuperación, mecanismos de exportación del país, y la región para buscar una cadena de empleo y de protección social.

Por su parte Mateo Yibrín, presidente de la Asociación de Productores de Azúcar enfatizó que el Valle de Sula esta totalmente destruido; su capacidad de producción agrícola, su infraestructura, su aeropuerto –muchas empresas en el sector agropecuario se han perdido y muchas zonas del Valle siguen bajo agua, por lo que la capacidad productiva en la zona se ha perdido en un 40%.

Consecuentemente marcó que las pérdidas de empleos son grandes, pero se necesita hacer trabajos de recuperación y generación de empleos, para coordinar ayudas que se orienten en la habilitación de tramos carreteros, recuperación de fincas y empleos y esperar una respuesta inmediata de estímulo del gobierno.

De manera similar el coordinador del Foro Social de la Deuda Externa de Honduras, Mauricio Díaz Burdett, coincidió en que el gobierno debe plantear un escenario de recuperación masiva de empleos, dado que hay un futuro oscuro y difícil para el país.

“Honduras se puede tardar hasta 11 años en la recuperación de la que estábamos antes de la pandemia y los dos fenómenos—y no es que estábamos bien siempre había mucha pobreza, pero los indicadores económicos eran distintos productos de la ralentización de la misma”.

Agregó que, si no se logra consolidar el Consejo Consultivo, porque se necesita un fondo, donaciones y revisión de la cartera de deudas, por lo que eso llevará hasta 16 años, pero Honduras necesita un pacto como el de 1998 con el Mitch.

Preciso que el Fosdeh ha propuesto varios lineamientos a el grupo de cooperantes del G-16—una propuesta de reconversión económica socia, para recuperar los 31 valles del país y redefinir una parte del sistema financiero, y se debe hacer un gran pacto socio económico.

También Menotti Maradiaga, presidente de Fedecamaras, externó su preocupación ante la crisis de país y los problemas que enfrentan las Mipymes.

Se cierra el año con más de seis mese de encierro, lo que arroja 400 mil empleos entre suspendidos y cesanteados, entre tres mil a cuatro mil empresas cerraron, estos datos solo son de la pandemia, no digamos con el paso de dos huracanes.

El gobierno ha generado una serie de medidas para reactivar la economía y salir de la crisis en la que el país se encuentra. una de las medidas importantes es incluir en la readecuación de cartera a las mipymes afectadas por Eta y Iota, ya que inicialmente solo comprendía a las impactadas por el covid-19, el que cuenta con un fondo de 3,400 millones de lempiras.

Otra medida es bajar la tasa de interés de 9.7% a 5% para vivienda social de hasta 910,000 lempiras, el que permitirá reducir la cuota de 6,000 a 3,800 mensuales.

La tercera es reducir la Tasa de Política Monetaria (TPM) de 3.75% a 3%. El efecto directo es una rebaja en la tasa de interés activa. Cerrato dijo que en 11 meses ha bajado 250 puntos básicos al variar de 5.50% a 3%.

Otra medida es ampliar el fideicomiso Agrocrédito 8.7 de 1,575 a 2,115 millones de lempiras, o sea 500 millones más a comprar y estarían en el país las próximas semanas.

También incluye carreteras primarias, secundarias, calles y caminos que fueron total o parcialmente destruidos producto del temporal. El gobierno anunció que se cambió el proceso de adquisición para la emergencia y que todo el proceso de obras en la reconstrucción sostenible será licitado, por lo que se convocará a todo el oferente que deseen participar. En el caso de la parte de infraestructura, se habló con la Cámara Hondureña de la Industria de la Construcción (Chico) para que todas las empresas tengan acceso a los procesos de adquisición y puedan competir en los procesos.

El tema de agua y saneamiento es otro de los más preocupantes debido a los miles de metros de tubería que resultaron dañados y que urge comiencen a reparar para atender a la población que resultó afectada.

Mientras estos procesos llegan la ayuda humanitaria será administrada por una comisión que está integrada por la Iglesia Católica y Evangélica, Foro Nacional de Convergencia (Fonac) y la Red de Ayuda Humanitaria de la Cruz Roja.

El proceso de reconstrucción de Honduras apenas comienza, los próximos meses serán claves y el inicio del 2021 se percibe cuesta arriba

Related Posts