PRODUCTORES DEL VALLE DE SULA CONFÍAN EN APOYO ECONÓMICO QUE GESTIONARÁ EL GOBIERNO

por Ultima Hora
0 comentario

En un esfuerzo articulado para mantener la economía del Valle de Sula luego de los estragos provocados por las tormentas Eta y Iota, autoridades del Gobierno y agroproductores de la zona norte del país sentaron las bases de un plan estratégico e integral que les permita a estos readecuar sus deudas y crear mecanismos de alivio financiero para los más pequeños.

Durante la reunión, los agroindustriales explicaron cómo las inundaciones arrasaron cultivos de palma africana, caña de azúcar, banano y otros productos, dejando pérdidas que hasta el momento no se pueden cuantificar, por lo que se necesita tomar cartas en el asunto lo más pronto posible.

Autoridades del Gobierno afirmaron que la comisión de reconstrucción del Valle de Sula, instalada el jueves, no solo se enfocará en bordos, sino en la protección de cultivos y la creación de mecanismos para mantener la economía de esta zona.

El ministro coordinador general de Gobierno, Carlos Madero, explicó a los productores que la intervención del Valle de Sula es para homologar ideas y definir accesos a financiamiento con la banca nacional.

«Estamos buscando estos mecanismos porque sabemos que ellos perdieron la mayoría de la fruta, inclusive plantaciones de 5 años de edad que murieron por el agua”, afirmó Madero.

Además, se busca que esos mecanismos “les permitan tener períodos de gracia para cancelar las deudas que tienen ahorita, sobre todo con las industrias que la procesan y que benefician al pequeño productor», añadió.

«También estamos buscando planes de alivio financiero, los cuales esperamos tenerlos listos lo más pronto posible para un rescate integral del sector», manifestó Madero.

Palma y banano, los más afectados
Productores de los sectores de palma africana y banano expusieron que el Valle de Sula fue la zona más dañada por los huracanes Eta y Iota en el país, dejando postrada la economía, sobre todo la agroindustria.

Héctor Castro, representante del rubro bananero, dijo que en una primera fase se debe reparar la infraestructura, en este caso los 76 kilómetros de bordos dañados y los 46 canales de alivio.

En una segunda etapa, como productores tener una participación activa a efecto de darle una dinámica diferente a los procesos de adjudicación y reparación de la infraestructura dañada, agregó.

«Aunque el Gobierno está anuente en ayudarnos, hay que reparar la infraestructura y decirle a la banca regional: permita que los fondos que está poniendo el Banhprovi lleguen al consumidor final que son los productores, o sea, nosotros», recalcó Castro.

El representante del sector palmero, Donaldo Polanco, aplaudió a las autoridades del Gobierno porque están comprometidas a reactivar y apoyar todos aquellos sectores que fueron afectados directamente, no solamente por Eta y Iota, sino por la pandemia de covid-19.

«Con esta reunión hemos logrado un acercamiento para estructurar una ruta que nos va a permitir buscar alivio de deudas a través de diferentes mecanismos que tienen tanto Banhprovi como el Banco Central y el mismo Gobierno», declaró Polanco.

«Se hará la cuantificación de cuáles serían los recursos que van a necesitar alivio en deudas y recursos nuevos que nos van a permitir aliviar en parte los daños ocasionados por los desastres naturales», adelantó el representante del sector palmero.

«Hay confianza porque las autoridades del Gobierno nos están indicando algunas vías que nos permiten la reactivación de la economía, tanto de palma como de banano y otros rubros y sectores», subrayó Donaldo Polanco.

Related Posts