Satélite Morazán gana «KiboCUBE”, garantizando su lanzamiento al espacio y puesta en órbita

por Ultima Hora
0 comentario

La Oficina de las Naciones Unidas para Asuntos del Espacio Ultraterrestre (UNOSSA) y la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA) seleccionó al Proyecto Morazán como ganador de la quinta ronda del Programa de Cooperación entre las Naciones Unidas y Japón sobre el Despliegue de Cubesat del Módulo Experimental Japonés (Kibo) de la Estación Espacial Internacional (ISS) «KiboCUBE «.

“Nosotros hace un tiempo concursamos a una ronda de financiamientos por 300 mil dólares, monto que significa que ya tenemos el boleto para poder colocar nuestro satélite en una operadora espacial, es decir en un cohete hacia la estación internacional espacial, a través de JAXA”, manifestó complacido Fernando Zorto, coordinador nacional de la iniciativa regional.

“Esto implica que la cuota más grande del presupuesto de toda la misión que anda entre el 50% y 70% ya se consiguió; eso es un alivio para el proyecto a nivel económico”, añadió tras el anuncio este viernes 9 de octubre de 2020.

La participación del Morazán-Sat en el «KiboCUBE » fue posible gracias al apoyo del Sistema de Integración Centroamericana (Sica), dado que se trata de una iniciativa regional encaminada a diseñar, construir y operar el primer satélite ejecutado por tres países de Centroamérica, y el primero en Honduras, lo cual a criterio de Zorto generó una fuerza increíble y una visión muy interesante por parte tanto de la agencia japonesa como de UNOOSA.

“Debemos sentirnos orgullosos como hondureños porque hemos logrado esta beca para poder colocar nuestro satélite en el espacio. Ahora lo que resta es construirlo y fabricar la infraestructura dentro de la Universidad para poder generar ese proceso”, manifestó.

El docente de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) recordó que, en la actualidad a través de la Dirección de Investigación Científica, Humanística y Tecnológica (Diciht) el proyecto en el que participa la Universidad de Costa Rica (UCR), la Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC) y el Instituto Tecnológico de Kyushu (Kyutech), Japón, cuenta con dos becas sustantivas para poder cubrir las obras de infraestructura del cuarto limpio y la estación terrena en el principal campus de la Alma Máter hondureña.

Para desarrollar las partes del Satélite Morazán, mientras tanto, se requerirá entre 80 mil y 150 mil dólares, monto que será buscado tanto al interior de la UNAH como fuera de ella. Una vez ensamblado, las pruebas en Japón estarán a cargo del ingeniero Reynel Galindo, quien como parte de la cooperación lograda el año anterior durante la visita del ingeniero Zorto y del decano de la Facultad de Ingeniería, Eduardo Gross, al Congreso Internacional de Astronautas, en Washington, EE UU, se encuentra capacitándose en el Kyutech, teniendo como tutor al doctor Mengu Cho, experto en “CubeSat”, un tipo de satélite muy pequeño que se basa en una unidad estandarizada de masa y volumen; el despliegue desde Kibo está previsto para el 2022.

Related Posts